Están formuladas para el cumplimiento de las metas de la maestría y dependen del programa de cada unidad de aprendizaje (asignatura):

  • Las unidades teóricas dotan de los conceptos que conducen a entender y explicar la condición de los procesos de cambio tecnológico e innovación. Pero se refuerzan con estudios de caso reales que se desarrollan conforme los temas abordados de acuerdo al plan de estudios y/o que pueden reflejarse, al final del semestre, en un trabajo aplicado a una organización, con la finalidad de que el trabajo práctico asociado conduzca a encontrar un referente empírico.
  • Las unidades de aprendizaje prácticas se imparten a manera de talleres y buscan reforzar mediante trabajo aplicado los contenidos adquiridos en unidades cuya carga teórica es mayor. Son unidades que se desarrollan como una práctica integrativa y que aportan instrumentos analíticos para la gestión de la innovación.

Cada profesor, en función de la unidad de aprendizaje que impartirá y los temas específicos que abordará, formula una planeación didáctica, que le sirve como guía para evaluar el aprendizaje de los alumnos, en función de las estrategias planeadas.

La formación de los estudiantes, asimismo, es acompañada por el profesor consejero. Cada alumno tiene un consejero de estudios, que a lo largo de la maestría verifica su desempeño académico y lo orienta en la determinación de su trayectoria formativa.